miércoles, 16 de noviembre de 2016

Madre aterrada al descubrir un esqueleto adentro de su bebé gracias a una radiografía

Nallely Cifuentes, madre de 2 hijos, hizo un descubrimiento terrible tras revisar las radiografías que le pidieron para un estudio de su hijo menor: el bebé tiene un esqueleto adentro.



La joven madre se desmayó al ver las radiografías apenas salidas del laboratorio, y pasaron 30 angustiantes minutos antes de que reaccionara; al volver en sí, trató de convencerse a sí misma que quizás esas radiografías pertenecían a otro infante aquejado por algún terrible mal, pero cuando le confirmaron la horrible verdad, se volvió a desmayar.

Cuando fue consciente de la situación, se preguntó qué había hecho mal, y fue inmediatamente con su pediatra de cabecera quien trató de convencerla de que es perfectamente normal que cualquier persona, sin importar su edad, tenga un esqueleto adentro; la sra. Cifuentes salió furiosa del consultorio, llamando charlatán al doctor y asegurando que encontrará la causa del terrible hallazgo.

"Seguramente es por tantos químicos en la comida de mi pobre bebé; voy a investigar a fondo en internet en los blogs de mamás preocuponas y sobreprotectoras para llegar al meollo del asunto", dijo.

"No es normal, mi sexto sentido, mi instinto de madre me lo dice; un bebé no debe tener algo tan feo adentro, los bebés están llenos de amor, no de huesos ni de tripas, a ver, si no, ¿por qué están tan suavecitos?" se justificó.

Finalizó diciendo que ahora en vez de consultar a un malvado pediatra, irá con algún herbolario o alguna sabia anciana partera que le ayude a sacar adelante a su bebé, solamente medicina alternativa totalmente libre de químicos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario